Asuntos muy grandes con entes muy pequeños

Este tiempo me tienen con el alma en vilo los sucesos de Fukushima en Japón; no sabe uno cómo va a terminar el desastre nuclear; y cada día me entra más desconfianza leyendo que tanto las autoridades públicas como la empresa dueña de la central no sólo están desbordadas por los acontecimientos, sino que además no se atreven a informar con claridad de lo que ocurre…

Categoría: 
Autor: 
Rafa Perdomo